Acupuntura y moxibustión como cosméticos

Por HE SHUHUAI y LI XIAOFANG

 

La acupuntura y la moxibustión son prácticas sencillas y eficaces en cosmetología y no acarrean efectos secundarios. A continuación veremos la forma de aplicarlas para curar el acné, la nariz encarnada, la alopecia, las pecas y los lunares.

 

Acné:

 

El acné es una enfermedad común entre los jóvenes de ambos sexos y a veces se presenta en los hombres adultos. Se produce por aquellos que se conoce como "fuego corporal" o por el frecuente consumo de alimentos picantes y grasos. Cuando se da en los adultos su causa fundamental es una disfunción de las glándulas endocrinas.

 

El acné no sólo afecta la presencia física sino también acarrea muchas molestias de índole psíquica a los pacientes, tanto, que algunos de ellos evitan su contacto con la gente; incluso, hay casos bastante graves. Por ejemplo, cuando se presenta en las aletas de la nariz y se le presiona a menudo, lo más posible es que se produzca una infección en el interior del cráneo.

 

Generalmente aparece en los poros y adapta un color rojizo con un punto negro en el centro. Si se le presiona saldrá una materia blanca y grasa del tamaño de un grano de mijo. Cuando se cicatriza, la pigmentación permanece o se torna depresión dándole a la piel un aspecto rugoso.

Métodos de tratamiento:

 

A. Auriculopuntura:

Se debe estimular los siguientes puntos clave:  mianjiaqu, fei, wei, dachang, pi, neifenmi y pizhixia  ( Fig.1)

 

Primero se desinfecta la oreja con algodón antiséptico; luego se colocan una o dos semillas de la planta jabonera en sendos esparadrapos de un centímetro cuadrado de superficie, los cuales se ponen en los puntos clave. Estos deben presionarse cuatro o cinco veces por día, de modo que se produzca calor en la parte afectada. Los esparadrapos deberán cambiarse dos veces por semana.

 

B. Sangría auricular:

 

Los puntos clave son  mianjiaqu  y  erjian ( Fig.1).

 

Luego de la asepsia, se toma la parte superior de la oreja con los dedos pulgar e índice de la mano izquierda y con la derecha, se punza el punto  erjian  con la aguja triangular para sacar, presionando, la sangre. Sa cantidad dependerá de la gravedad de la enfermedad. Cuando se punza el punto  mianjiaqu , se debe coger la mano izquierda el lóbulo de la oreja, dejando al descubierto el punto clave; con la otra mano, se maneja una aguja de tres centímetros. La sangría es adecuada cuando el color pasa del púrpura al rojo. Se practica cada dos días.

 

C. Acupuntura:

Se estimulan los puntos clave  quanliao, xiaguan, yingxiang, taiyang, zusanli y sanyinjiao  ( Fig.2)

El  quanliao  está localizado por debajo del ángulo externo del ojo, en la depresión del borde inferior del arco cigomático; el  xiaguan , en la depresión inferior del borde del arco cigomático y anterior al cóndilo maxilar; el  yinjiao , en el zurco nasolabial a nivel del punto medio del borde externo de las aletas de la nariz; el  taiyang , a un  cun ( tres centímetros) en la depresión del punto medio de la línea que une el ángulo externo del ojo con la punta de la ceja; el  zusali , a tres  cun  por debajo de la articulación de al rodilla y hacia afuera del borde anterior de la tibia; y el  sanyinjiao , a tres  cun  por arriba de la punta del maléolo interno.

 

Se desinfectan los puntos clave y se introducen agujas de tres o de 4,5 centímetros, las cuales deberán permanecer allí de 20 a 30 minutos. El tratamiento se efectúa diariamente o cada dos días.

D. Moxibustión:

 

Se aplica la moxibustión en los puntos clave  yangbai, shangxing, touwei, xiaguan, quanliao, yingxiang, jiache, zusanli, quchi, hegu y  sanyinjiao .

 

El  yangbai  está localizado en la frente, a un  cun  por arriba del punto medio de la ceja; e  shangxing , a un  cun  por detrás de la línea anterior del nacimiento del pelo; el  touwei , a 0,5  cun  del ángulo frontal a nivel del borde del nacimiento del pelo; el  jiache , desde el ángulo inferior de la mandíbula, por encima y hacia adelante de éste y a una distancia equivalente al ancho de un dedo, donde se forma la prominencia del músculo masetero cuando se aprietan los dientes; el  quchi , se halla en al depresión del pliegue del codo luego de flexionar el brazo ( Fig.2-4).

Estos puntos se calientan con el rollo de artemisa encendido, situado a un  cun  de la superficie cutánea. La aplicación es diaria.

 

La moxibustión dilatan los vasos capilares y promueve el metabolismo, de modo que alisa la piel.

Nariz encarnada:

 

Esta enfermedad se da con frecuencia en los hombres y mujeres en edad adulta y en quienes abusan del licor. Se produce debido a la presencia de los parásitos subcutáneos.

Métodos de tratamiento:

 

A. Acupuntura con martillo:

Se llama también acupuntura de siete estrellas o acupuntura cutánea. El martillo consta de un mango de 15 a 19 centímetros y en el extremo tiene un disco con agujas ( Fig.5).

Primero se desinfecta el martillo sumergiéndolo en alcohol durante 30 minutos. La parte afectada que también se desinfecta, se golpea entonces repetidamente con el martillo, el cual se maneja con la mano derecha ( Fig.6). Cuando menos tiempo dure cada golpe, tanto mayor será la eficiencia. El tratamiento se efectúa cada dos días.

 

B. Auriculopuntura:

 

Se estimulan los puntos clave  waibi, neifenmi, fei, dachang, wei, y pi  ( Fig.1), y el método es el mismo que el del tratamiento del acné.

 

Alopecia:

Se trata de una repentina caída de pelo en una zona en la mayoría de los casos. Se produce a cualquier edad y se debe a la fatiga excesiva, a la falta de sueño o a shocks nerviosos. La zona afectada es de forma redonda o irregular y tiene el tamaño de una uña o de una oneda. Puede ocurrir en una o en varias regiones y, en ciertos casos, la caída del pelo es total. Se produce incluso en las cejas, la barba y el bigote, las axilas y en la región púdica.

 

Métodos de tratmiento:

 

A. Acupuntura con martillo:

 

Todos los días se martillea la parte interesada, auentando progresivamente la intensidad hasta que brote la sangre. Luego se estimula la región con jugo de jengible.

 

B. Acupuntura:

 

Se usan agujas de un  cun  de largo y se introducen en torno a la zona afectada, dirigiendo la punta de las agujas hacia la base de áquella; una de las agujas se clava en el centro. Todas las agujas se dejan en su posición por espacio de 20 a 30 minutos.

 

C. Digitopuntura:

 

Se estimulan lo spuntos clave  fenchi y tianzhu . El  fengchi  está localizado en la depreción entre la parte superior del músculo esternocleidomastoideo y del trapecio, y el  tianzhu , a 0,5  cun  por encima de la línea de los cabellos, en el lado externo del trapecio ( Fig.7)

 

Se presionan la parte enferma y los puntos mencionados con el pulgar o el medio, de 50 a 100 veces. Cada día se hacen dos prácticas.

 

Pecas y lunares:

 

Aunque todavía no se ha encontrado un método eficaz para su cura, la acupuntura produce algunos resultados satisfactorios.

 

A. Sangría auricular:

 

Diariamente se efectúa la sangría en los puntos clave  erjian  y  mianjiaqu  ( Fig.1), tal como se explicó en la nota B del tratamiento del acné.

 

B. Auriculopuntura:

 

Se aplica en los puntos clave  mianjiaqu, shen, fei, wei, dachang, pichengxia y neifenmi .

Se hacen los mismos preparativos que en el tratamiento del acné. El primero y el último de los puntos arriba mencionados, son obligatorios; los demás, son para una aplicación alternativa. Los puntos que se estimulan en cada ocasión no pueden ser más de cinco. Se presionan de cuatro a cinco veces al día.

 

Se desinfecta la peca y se calienta una aguja en un mechero de alcohol, lo cual se aplica a aquella rápida y superficialmente para no herir la piel sana. Es recomendable tener mucho cuidado con esta práctica. 

 

Fuente: China Today

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© SALUD CON MEDICINA TRADICIONAL CHINA & TERÀPIES NATURALS