Síguenos en Facebook

Asma, disnea, sibilancias

Asma
 
El asma es una enfermedad crónica que afecta las vías respiratorias. Las vías respiratorias son tubos que trasladan el aire hacia dentro y fuera de los pulmones. Si padece de asma, las paredes internas de sus vías respiratorias se sensibilizan y se hinchan. Cuando las vías respiratorias reaccionan, se estrechan y los pulmones reciben menos aire. Esto puede causar respiración con silbido, tos, rigidez torácica y dificultades para respirar, especialmente temprano en la mañana o por la noche.
 
Cuando los síntomas del asma empeoran, se produce una crisis de asma. En una crisis severa, las vías respiratorias pueden cerrarse tanto que los órganos vitales no reciben suficiente oxígeno. En esos casos, la crisis asmática puede provocar la muerte.
 
En Medicina China el asma se define como Xiao Chuan y comprende varios signos y síntomas que se caracterizan por  la respiración dificultosa. Las causas de la enfermedad pueden ser variadas: afección de patógenos externos, dieta inadecuada, deficiencia congénita, enfermedad febril o debilidad. Estas patologías, cada una con su fisiopatología particular, conducen a la retención de flema (mucosidades)  en los pulmones que obstruyen el paso del aire y dan origen al asma.
 
El asma es una patología  situada a nivel pulmonar que también está relacionada con el bazo y los riñones. Su tratamiento será distinto si nos encontramos en la fase aguda (espasmo bronquial) o durante la etapa de remisión. En la fase aguda se deberá tratar la manifestación eliminando el factor patógeno y trasformando la flema para restaurar la circulación del Qi. En la fase de remisión deberemos tratar la raíz del problema que acostumbra a ser una Insuficiencia de Qi de Pulmón y Bazo o una Insuficiencia de Yin de Pulmón y Riñón.
 
Disnea
 
Es una afección que involucra una sensación de dificultad o incomodidad al respirar o la sensación de no estar recibiendo suficiente aire. En medicina china la disnea (Chuan) es un sinónimo de jadear que incluye la dificultad de respirar, respirar con la boca abierta, respirar alzando los hombros y también la imposibilidad de tumbarse.
 
La disnea puede ser una enfermedad aguda o crónica y las  causas que la producen pueden ser varias. La invasión de Viento Externo (resfriado) obstruye los pulmones y dificulta la función de dispersión y descenso del Qi pulmonar provocando su acumulación y la consecuente dificultad respiratoria. En un resfriado mal curado el agente patógeno puede trasformarse en flema (mucosidad) que obstruirá la circulación del Qi del Pulmón ocasionando disnea crónica.
 
A parte de los pulmones disfunciones de órganos fundamentales como Bazo, Hígado y Riñón también suelen ser responsables de la aparición de la disnea. Una dieta irregular por exceso de consumo de productos lácteos, grasos, dulces o crudos perjudica la función de trasformación y trasporte del Bazo dando lugar a la aparición de Flema-humedad que se aloja en los pulmones obstruyendo el descenso del Qi del Pulmón y ocasionando  disnea. Los excesos emocionales como la tristeza,  la preocupación  y la ira pueden llegar a alterar el las funciones de Pulmón, Bazo e Hígado bloqueando por distintas causas las vías de paso del aire  y provocando la disnea.

El exceso de trabajo y de ejercicio físico también puede ser un desencadenante de la disnea puesto que estos excesos perjudican a los riñones que trabajan sinérgicamente con los pulmones en la tracción descendente del Qi del Pulmón. Los pulmones controlan la exhalación y los riñones la inhalación. Así en una disnea crónica una dificultad al inhalar indica insuficiencia de Riñón y una dificultad al exhalar insuficiencia de Pulmón.
 
Sibilancias
 
Las sibilancias corresponden a un sonido silbante y chillón durante la respiración que ocurre cuando el aire fluye a través de las vías respiratorias estrechas. Las sibilancias son un signo de que una persona puede estar presentando problemas respiratorios. El sonido de las sibilancias es más evidente cuando se exhala (expulsar el aire), pero también se puede escuchar al inhalar (tomar aire). Las sibilancias provienen con más frecuencia de los conductos respiratorios pequeños (conductos bronquiales) que se encuentran en lo profundo del tórax, pero también pueden deberse a una obstrucción en las vías respiratorias más grandes o en personas con ciertos problemas en las cuerdas vocales.
 
En la medicina china la sibilancias y la disnea son consideradas una misma enfermedad desencadenada por la flema almacenada en los pulmones que reduce las vías respiratorias causando el sonido característico de las sibilancias.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© SALUD CON MEDICINA TRADICIONAL CHINA & TERÀPIES NATURALS