Síguenos en Facebook

Refriado

El resfriado y la gripe son infecciones víricas del tracto respiratorio superior. Los síntomas principales del resfriado son la cefalea, obstrucción nasal, aversión al viento y la fiebre. Aunque puede manifestarse en cualquier estación del año suele ser más habitual contraerlo en invierno y primavera.
 
En medicina china, tanto el resfriado como la gripe corresponden a invasiones de agentes patógenos externos denominados Viento Externo. Este Viento Externo penetra en la piel afectando el Qi defensivo de nuestro organismo produciéndonos aversión al frío o al viento como consecuencia del ataque patógeno que interrumpe de la función del Qi defensivo de calentar los músculos.
 
Los pulmones controlan la función de dispersión y descenso del Qi defensivo y la apertura y cierre de los poros de la piel. El ataque de los factores patógenos afectará estas funciones  produciendo obstrucción nasal, rinorrea, voz ronca, picor de garganta, tos y esputos como consecuencia del fallo en la función de dispersión y descenso del Qi regulado por los pulmones.
 
Las causas que dan lugar al resfriado según la MTC son la insuficiencia del sistema defensivo de nuestro cuerpo y la invasión de agentes patógenos externos (virus).
 
 Para evitar el resfriado es importante poder disfrutar de un buen sistema defensivo interno y evitar la exposición a agentes climáticos extremos.  El virus puede llegar a penetrar en nuestro organismo a causa de nuestra  constitución débil, un exceso de cansancio, hábitos de vida poco saludables o una exposición excesiva a los agentes climáticos (viento, frío, humedad, calor).
 
En medicina china todos los resfriados no son iguales ni tienen el mismo origen, por tanto para aplicar un tratamiento correcto será imprescindible diagnosticar la naturaleza exacta del agente patógeno que puede ser principalmente Viento-Frío, Viento-Calor, Calor-Estival o Insuficiencia de Qi.
 
Las manifestaciones principales de los cuatro patógenos principales que causan resfriado son:
 
Viento-Frío: Fiebre ligera y escalofríos, cefalea ausencia de sudor.
 
Viento-Calor: Fiebre, aversión al viento, sudoración, cefalea, boca seca, inflamación y dolor laringofaríngeos.
 
Calor-Estival: Fiebre, pesadez de cabeza, , fatiga en las extremidades, plenitud y opresión en tórax y epigastrio.
 
Insuficiencia de Qi: Aversión al frío, fiebre, respiración superficial, cefalea y fatiga.

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© SALUD CON MEDICINA TRADICIONAL CHINA & TERÀPIES NATURALS